domingo, 22 de mayo de 2011

cumpleaños 29 atrasado

hubiera hecho una gran fiesta pero no
mejor guardarme un poco más hasta estar fuerte y ponerme a celebrar con mis amores.
entonces sí que vengas todos a bailar, tomar cerveza, reírse mucho y comer pizza hasta por las orejas.
soy una gran pizzera, ya lo dijo nicole.
Fue mi cumpleaños casí hace un mes, pero para no dejarlo pasar así nomas voy a enumerar las cosas buenas que he logrado en este último año hasta hoy.

-edité y publiqué "la otra"
-me publicaron "con el cuerpo, también, temblando"
-le di vida a astrolabio editorial
-gané un apoyo institucional para hacer lo que me gusta y ayudar a otras mujeres en circunstancias difíciles.
-viajé a Guatemala,  Perú y Bolivia.
-realicé mi investigación de luz y sombras y trabajé en un proyecto de teatro de sombras.
-me cambié de casa y ahora tengo alberca.
-renuncié a trabajos que no me convenían para hacer lo que me gusta
-edite seis libros entre poemarios y objetos poéticos.
-quemé los escritos del pasado que nunca más iba a leer
-hice todo lo que pude por mi salud
-renuncié a vivir de un modo que me hacía sufrir.

eso es lo que he hecho hasta hoy, siempre es bueno hacer retrospectiva. Estoy festejando que otra vez en mi vida me atrevo a cambiar el rumbo y elegir como quiero vivir.

3 comentarios:

Gen X dijo...

Cambiar el rumbo en cualquier momento de la vida, cambiarlo porque no es el rumbo que queremos llevar. Eso es genial, valiente, fuerte, sabio. Me gusta escuchar historias de cambiar el rumbo, porque a veces parece que todo esta escrito, que todo debe hacerse como dice una receta, pero no, la vida no es asi. La vida sigue caminos misteriosos, a veces evidentes pero nuestra falta de templanza, de actitud, de voluntad, de ignorar a los otros, incluso amigos, de escuchar buenos consejos... hace fracasar.
me da gusto escuchar tu cumpleaños 29 atrasado

María Tabares dijo...

Mueganita, me da mucha alegría leerte y saber de ti de esta manera. Espero pronto saber de ti con un abrazo.
Feliz cumpleaños.

tajalapiz dijo...

Pues a esto le llamo yo un año bien lleno!